Karma

Concepto de Karma: Es la ley del crecimiento psicoespiritual que involucra una reacción igual y en sentido contrario para cada acción. El Karma es un proceso que asegura la evolución de la conciencia.

La definición anterior puede sonarte conocida, podría ser un equivalente a la Ley de Newton en el ramo de la física. Los físicos como Newton y Einstein tenian un amplio conocimiento de la física y la relación del universo con el hombre, pero tal parece que hasta la fecha hemos hecho caso omiso de estos conceptos.

El conocimiento del Karma nos ayuda a entender los hechos "inexplicables" que nos suceden a lo largo de nuestra vida.

El karma es una Ley Universal que nos enseña que por cada acción nuestra habrá una reacción lógica. Todos nuestros actos tienen una consecuencia.

Podríamos utilizar al Karma como una señal, si algo no funciona bien en nuestra vida, bastará con hacer un análisis de los hechos para poder concluir en donde es que estamos fallando.

El Karma no es cuestión de premio o castigo, tampoco es que exista un destino escrito, o que nuestro éxito o fracaso se deba a "nuestra buena estrella". Nuestra vida es responsabilidad nuestra, y el karma nos enseña justamente eso, nos responsabiliza a nosotros mismos de nuestros actos, ya no culparemos a las circunstancias, al destino o a nuestra familia de nuestro fracaso. Teniendo este conocimiento, nos damos el derecho de ir armando nuestra vida con la conciencia total de cual será el resultado final en cada acción.

Las Leyes Primera y Segunda del Movimiento de Newton son también paradigmas ocultos del crecimiento personal y espiritual.

  1. Todo cuerpo permanece en un estado de reposo o movimiento uniforme en una línea recta a menos que se actúe con una fuerza ejercida externamente. (Traducción: Si sigues haciendo lo que siempre has hecho, seguirás obteniendo lo que siempre has obtenido. Alguien señaló que imaginar otra manera de hacer las cosas es una muy buena definición de la "locura".)
  2. El nivel de cambio del impulso es proporcional a la fuerza ejercida, y tiene lugar en la misma dirección de la fuerza.(Traducción: "Dios ayuda a aquellos que se ayudan a sí mismos").

A continuación cito algunos pasajes del Nuevo Testamento en donde hay posibles referencias acerca del karma:

... no te sientas engañado: Dios no es burlado: porque cualquier cosa que el hombre siembre, ésa será su cosecha.
... porque aquel que siembre en la carne, de la carne cosechará la corrupción de ésta; pero aquel que siembre en el Espíritu, del Espíritu cosechará vida eterna.
.... y no nos cansemos de obrar bien; porque a su debido tiempo consecharemos si no desfallecemos.

Gálatas, Cap. 6:7-9

El Karma va más allá de cualquier religión, es una Ley Universal que nace de la filosofía hindú y budista. Se trata de acciones y consecuencias y nada tiene que ver con la religión que se profese. Es una Ley que siempre está presente. 

 

 

 

 

El Karma

 

La historia de cada cual es su Karma.

 La historia kármica nos ayuda a

 
 
 

entender por qué nos sentimos atraídos hacia ciertas personas en este nivel y por qué rechazamos a otras.

 

 Si tenemos una relación sin problema alguno...

 
 
 

¿qué vamos a aprender? Por eso muchas veces las parejas tienen que enfrentar

 
 
 

juntos muchas situaciones... para aprender, para conocer, para salir

 
 
 

adelante en la evolución.

 

 Una vez que se ha entendido y aprendido la lección

 
 
 

queda borrado ese Karma y no hay que volver a reencarnar para pagar ese

 
 
 

Karma aunque lo más posible es que haya que reencarnar para aprender otras

 
 
 

lecciones que aún no hayan sido superadas.

 

 
 
 

 

 
 
 

Muchas personas tienen relaciones amorosas perfectas o casi perfectas, muy

 
 
 

felices... El amor se ha perfecionado... han aprendido sus lecciones en vidas

 
 
 

pasadas, han ganado su felicidad.

 Los ciclos se inician y continúan en

 
 
 

muchas vidas.

 

 Las experiencias en la hipnosis regresiva tan exitosamente

 
 
 

conducidas por el Dr. Brian Weiss (les sugiero leer la obra Muchas Vidas

 
 
 

Muchos Sabios que venden en cualquier librería) y la enorme cantidad de

 
 
 

información que existe en el campo de la hipnosis regresiva producida por

 
 
 

profesionales serios y repsonsables, grabada, documentada y analizada son

 
 
 

una muestra más, desde el punto de vista científico de lo que los santos y

 
 
 

sabios de todas las religiones han estado proclamando desde siglos.

 

 
 
 

 

 
 
 

El Karma es la Ley Universal de Causa y Efecto.

 Lo llevamos de reencarnación

 
 
 

en reencarnación.

 El buen Karma o el Karma que nos hace crecer nos ayuda a

 
 
 

sobrellevar el Mal Karma que podamos haber acumulado en reencarnaciones

 
 
 

anteriores.

Si en una vida no se aprende la lección se nos dan otras

 
 
 

oportunidades.

 

 Estamos aquí para aprender y para ayudar a otros a que

 
 
 

aprendan... cada cual en su escalón evolutivo, cada cual en su momento de su Karma.

 
 
 

 

 
 
 

El amor es esa fuerza que lo energiza todo... por eso el Maestro Jesús

 
 
 

insistía tanto en el Amor... amar a Dios, amar al prójimo, perdonar a los

 
 
 

enemigos, amar a todos.

 

 Por eso antes de Jesucristo el Buda en la India

 
 
 

enseñó el camino de la compasión y el amor hacia todas las criaturas, por

 
 
 

eso en todas las religiones se dice que Dios es Amor... Si algo negativo LE

 
 
 

ocurre en esta vida... si algo positivo LE sucede... en esos hechos

 
 
 

estaremos viendo la Ley del Karma en Acción, de la Causa y del Efecto.

 

 
 
 

Cuando se entiende esta ley estamos dando un gran paso en nuestra evolución personal.

 
MAS SOBRE EL KARMA
 
LA LEY DEL KARMA
 
 
 
 
 No hay duda de que según construimos nuestro destino ahora, decretamos nuestro destino en el futuro.
 

Diariamente y cada hora estamos cosechando lo que hemos sembrado.

 

  Cada día llegamos a ser mental, espiritual y físicamente lo que hemos hecho de nosotros mismos.  Por lo tanto siempre estamos llevando a cabo nuestra propia salvación o condenación.

 

El hombre posee el poder de seleccionar, tiene el libre albedrío que  es un factor fundamental de su consciencia  altamente desarrollada o evolucionada, pero según él escoja, según sus decisiones, así le irá. 

 

 La responsabilidad descansa en él, según siembre, así será su cosecha; según él obligue, así compensará; según demande, así ha de pagar.

 

La vida humana es una batalla constante entre los impulsos y las decisiones. 

 

 La inspiración Cósmica, Divina, de la consciencia interna, lucha con las tentaciones materiales, mundanas, del exterior.

 

  El hombre es motivado por urgencias, deseos o impulsos; tiene libertad para decidir y llegar a ser lo que de ese modo él decreta.

 

Desde la infancia hasta la vejez, el hombre aprende que sus actos de maldad son esencialmente un pecado contra su propia carrera, por lo cual ha de sufrir o pagar.

 

 También aprende que sus actos nobles, altruistas y sus pensamientos idealistas traen el correspondiente premio.

 

El Karma no es vengativo.

 

 Sería contraproducente si la venganza o retribución fueran sus motivos.

 

 Solamente puede ser RE-CREATIVO y constructivo.

 

  No demanda “ojo por ojo y diente por diente”, como el caso de la ley que el hombre inventó como imitación de la Ley de compensación. 

 

 Demanda solamente justicia, justicia para todos, para el ofendido y el ofensor, para el benefactor y el beneficiado. 

 

 Tiene el poder de l levar a cabo sus principios.  No deja nada a merced del juicio humano, pues el hombre ya seleccionó y decidió. 

 

 Su propósito es guiar, sus métodos son instructivos; sus funcionamientos redentores. 

 

 Así es la Ley del Karma.

 

 

 

 

 

 

EL AMOR Y EL KARMA

 

 

El amor es la fuerza más poderosa del universo.

 Ni siquiera el tiempo, el

 
 
 

nacimiento, la muerte pueden destruir los lazos del amor.

 La separación

 
 
 

física de los seres queridos es transitoria, la comunicación siempre

 
 
 

continúa en otros niveles.

 Aquellas personas que se conocieron y amaron en

 
 
 

el pasado reencarnan en el futuro.

 Aunque no recuerden sucesos de sus vidas

 
 
 

pasadas se sentirán fuertemente atraídos el uno al otro.

 En cada nueva

 
 
 

reencarnación el amor se profundiza y poco a poco va creciendo para ser cada

 
 
 

vez menos egoísta, más desinteresado hasta que después de muchas, muchas

 
 
 

vidas, es perfecto.

 Generalmente las personas con las cuales uno se

 
 
 

relaciona en esta vida han estado muy cerca de nosotros en vidas anteriores.

 
 
 

Las relaciones pudieron haber sigo de padre a hijo, esposo a esposa, amigos

 
 
 

íntimos, parientes, etc.

 El sexo no importa, pero cuando en esta vida uno

 
 
 

está muy enamorado de alguien y el amor perdura y tiene caacterísticas

 
 
 

singulares lo más probable es que hayan estado juntos en el pasado, en otras

 
 
 

vidas anteriores.

 
 
 
 
Dharma

 

 

Es la responsabilidad esencial que cada uno le debe a la sociedad de seres sensibles dentro de la que nace, al medio ambiente y por último, a nuestro "Ser" interior más alto.

                  

El Dharma es lo que le debemos a la vida, la vida no nos debe nada, ya que ¡nos ha regalado la vida misma! Somos nosotros los que estamos comprometidos con ella con la finalidad de favorecer la evolución del grupo y el desarrollo personal por el solo acto de estar vivos.

           

Al hablar de numerología, se dice, que al momento de nacer se nos da un Dharma, esto tiene que ver con la fecha de nuestro nacimiento, podríamos decir que es la misión que nos ha sido encomendada. Si no aprendemos a escuchar nuestro interior, y no actuamos acorde con nuestra esencia, estaremos dentro de una vida de sufrimiento y dolor, esto es señal de que no estamos cumpliendo nuestra misión. No hay mayor tristeza que no seguir la voz de nuestro corazón, seguir nuestro Swadharma.

             

El Swadharma es el camino a la alegría y la felicidad. Tiene que ver con la tendencia psíquica individual o naturaleza, y sus necesidades para el crecimiento.

       

Es muy común criticar los defectos de los demás y que no podamos ver los nuestros, Cristo nos decía: "Como puedes ver la paja en el ojo ajeno y no puedes ver la viga que hay en tu ojo", ya que la "paja" que criticamos es la misma "viga" que no vemos, es decir, cuando nos molesta algo de alguna persona, cuando criticamos su forma de ser o conducirse, debemos detenernos a analizar si este defecto no lo tenemos nosotros, por lo general sucede un fenómeno de proyección en donde vemos nuestros defectos proyectados en la gente con la que convivimos, es como una advertencia, una señal, es la forma más directa que tenemos de vernos a nosotros mismos y corregir lo que haya que corregir.

            

Por eso es mejor no malgastar nuestra energía juzgando y criticando a los demás y emplearla mejor en ordenar nuestra vida, superar nuestros defectos, acrecentar nuestras virtudes para continuar en nuestro proceso evolutivo ¡eso ya es suficiente trabajo!.

           

 

Ejercicio

 

Como primer ejercicio medita sobre la pregunta ¿Quién soy yo?

             

Toma una hoja de papel, un lápiz y en un sitio tranquilo, pregúntate ¿Quién soy yo?. Haz una descripción de tus sentimientos reales "Yo siento... me gusta... me dolió que me sucediera...etc.) no se trata de enfatizar el hospital en el que naciste, la escuela en la que estudiaste o que en tu vida anterior fuiste Cristóbal Colón. Se trata de hacer una lista de tus emociones, de tus pensamientos, de que te hace feliz o infeliz, hacer un análisis de tu verdadera esencia.

             

 

"La vida, sin ser analizada, no vale la pena de ser vivida."

         

Sócrates