Protectores Cristalínos

 

 

 

 

Sabemos que los Cristales emiten una vibración constante y armónica.


Aprovechando esa condición, desde siempre se han utilizado Cristales para proteger, tanto la casa, el negocio, como a la misma persona o familia.

 

Lo voy a dividir en tres grupos, donde explicaré un poco como utilizarlos para tales fines.

 

Los Cristales que pongo en cada apartado me parecen los más significativos de cada aspecto.

Luego queda, como siempre, la práctica y la investigación personal.

 

 

 

Proteger la casa

 

Pra proteger una casa, para darle un aire más armónico, para ayudarla a conservar las buenas vibraciones, y para expulsar las retenidas o densas, nada mejor que las Drusas de Cuarzo.

 

Se puede colocar sobre una mesa, como si se tratara de un centro de mesa.

Se puede arreglar con flores, plantítas, etc.

 La imaginación y la creatividad también potencian el Cristal, sobre todo en su relación con nosotros mismos.

 

Un Gran Cristal de Cuarzo Rosa es muy indicado para las habitaciones donde duerme la pareja, ya que fomenta las vibraciones del Amor Cósmico, salvando las diferencias materiales.

 

Aquí abajo tienes un buen ejemplo de Centro protector.


Una Drusa de Amatísta, Cristales de Cuarzo Transparente, Turquesa, Sodalíta, Turmalína Negra, Fluorita, Malaquita, Obsidiana, y Cornalína.....un bello jardín de Piedras........

 

 

 
 
 

 

Protegiendo el trabajo

 

Uno de los Cristales ideales: el Ojo de Tigre.

 

Se puede colocar un Cristal sobre la mesa del despacho donde trabajamos, o al lado del logo de nuestra empresa.....de nuevo, nuestra imaginación acabará el trabajo.

 

También es tradición llevar un pequeño Ojo de Tigre en el monedero, de la misma forma que un pequeño Citrino, ya que dicen que atrae la energía del Poder espiritual, hasta convertirla en material, y en prosperidad.

 

Tanto para el trabajo, como para la casa, o la consulta (muy importante, para evitar que quede ningún tipo de resíduo energético), se pueden colocar cuatro Turmalínas Negras, una en cada esquina de la habitación. Pueden estar en el suelo, en el techo, en estanterías....pero procurando que estén más o menos a la misma altura.

Las Turmalínas crean un campo de plasma energético que echa las energías retenidas.

 

Esta misma disposición de las Turmalínas, se puede colocar en cada habitación de la casa, o hacernos con cuatro ejemplares de, por lo menos, cinco centímetros, y colocarlas en las cuatro esquinas de la casa, por la parte de afuera.

Naturalmente aconsejo tantos Cristales, como esquinas exteriores haya.

 

De la misma manera se utiliza también el Ónix Negro.

 

 

 

 

Protegiéndonos nosotros

 

Bien, y siguiéndo con la misma tónica, vamos a utilizar la Turmalína Negra para la autoprotección.

 

En este caso la usaremos de colgante, pulsera o anillo. Yo os recomiendo la primera opción, ya que el Cristal queda en el centro de nuestro cuerpo.

 

Así pues, nos colgaremos la Turmalína, que podeis encontrar en muchas tiendas, ya preparada para colgante, y a muy buen precio.

 

A veces, las Turmalínas engarzadas, vienen acompañadas de otros Cristales. Quizá la primera idea del fabricante era la del diseño bonito. Quizá.

 

De todas maneras tienes combinaciones muy interesantes como la Turmalína con Citríno, ya que, mientras la Turmalína nos limpia por dentro y por fuera, el Citrino "sustituye" esas energías por la claridad mental, y el conocimiento y conciencia del propio poder personal.

 

Para las personas que tienen que hablar en público, una buena combinación es la de la Turmalína con Aguamarina, o con algún otro Cristal azul como el Topacio o la Turquesa.


 

 

 

Aquí tienes un buen ejemplo de un Protector Cristalíno, tanto para la casa, el trabajo o la consulta.

 Se trata de una Drusa de Cuarzo Turmalinado.

 

Las varitas de Turmalína limpian el ambiente, mientras que la Drusa de Cuarzo lo armoniza y llena de luz.

 

 

Un auténtico regalo de la Naturaleza.